Entre Ríos: el inminente corte de la Ruta 14 en Concordia como método de protesta de 70 aserraderos que piden ayuda frente a la crisis quiebra al sector maderero de la región

 

A partir de este martes, apostados desde ayer en la Autovía 14 y tras una manifestación frente a la Municipalidad de Concordia, desde las 8 horas un grupo de 70 propietarios de aserraderos nucleados en una nueva Asociación de Madereros de Concordia (AMC) advirtieron que impedirán la circulación de camiones que transporten madera a la altura del tramo de Concordia -incluido los que viajan desde Misiones y Corrientes-, como medida de protesta para hacer sentir el pedido de ayuda que fue elevado al gobierno nacional de Mauricio Macri, al gobernador de la provincia Gustavo Bordet, y al intendente Enrique Cresto, para que “se flexibilice la actual presión fiscal, se revise el tarifazo de la energía eléctrica y se adopten medidas para revertir la fuerte caída del mercado interno que impactó en la cadena de pagos y profundizó la situación económica del sector”. (Ver noticia relacionada sobre el Petitorio de la AMC).

Se trata de un grupo de micro, pequeños y medianos madereros que unieron al no sentirse representados en ningún otro espacio de cámara u organización empresaria gremial y decidieron conformar una nueva asociación en Concordia, a la que adhirieron algunos aserraderos de Corrientes, para hacer bajo esta metodología de protesta con cortes de rutas por tiempo indeterminado, y así dar “voz” a su reclamo hasta tanto obtengan respuestas del gobierno nacional.

Esta mañana iniciaron una acción de reducción de velocidad con entrega de folletería informativa para dar difusión sobre la crisis del sector, mientras “se espera una respuesta del gobierno nacional al petitorio” para definir el próximo paso: corte de ruta por tiempo indeterminado.  

Sin embargo, si bien en la industria de la madera de Entre Ríos, Corrientes y Misiones viven la misma situación y apoyan la descripción de las dificultades que enfrentan, en el sector son varias las cámaras que expresan que “comparten la misma situación de crisis” pero no están de acuerdo con la metodología del corte de ruta para encontrar soluciones a los problemas que se enfrentan.

ArgentinaForestal.com entrevistó a Sergio Piana,  presidente del IMFER (Cámara de Industriales Madereros que representa a una 45 empresas de Federación, Colón, Concordia, y de Paso de los Libres y Juan Pujol, al Sur de Corrientes), para conocer su visión respecto a la situación de conflicto que se generó en la provincia.

“Desde el IMFER compartimos la preocupación por el escenario de crisis que se enfrenta en nuestra actividad y que venimos advirtiendo desde hace tiempo, pero no la metodología de protesta”, dijo el empresario.

Explicó que desde la cámara “también estamos pidiendo soluciones en los distintos espacios de diálogos que tenemos con el gobierno nacional y provincial. Hay un marcado amesetamiento en el mercado y menor demanda, se extendieron y cortaron las cadenas de pagos de los clientes, comenzaron a aparecer cheques rechazados, sobre en el segmento de comercialización con madera de eucalipto. Todos quienes fabricamos tablas largas para la construcción nos vimos más afectados, pero la merma es general para la industria maderera”, graficó inicialmente el contexto que enfrentan en su actividad el presidente del IMFER.

También el empresario expresó que se coincide en el reclamo de los empresarios de la AMC por “la presión impositiva que se vive en este contexto de altos costos y baja demanda, el incremento desmesurado de la factura de luz, el aumento del combustible, todo en un marco que genera una retracción y esto complica hacer frente a las deudas fiscales, al pago de proveedores, al pago del personal en tiempo y forma”, detalló Piana.

El IMFER es miembro de la FAIMA (Federación Argentina de la Industria de la Madera y Afines), donde tienen un espacio de participación en la comisión directiva, y tienen un socio activo en la Unión Industrial de Entre Ríos, el empresario Sergio Corso. Además, participan de la Mesa Forestal Provincial.

“Si bien es real que nos falta más participación, siempre estamos pidiendo a los colegas que se unan y asistan a las reuniones para mostrar mayor representatividad, porque de lo contrario no se puede lograr peso para reclamar nada. Estamos los mismos de siempre, cuando todos los socios debieran estar en estos momentos participando de los espacios de diálogos, porque todo lo que estamos describiendo de las dificultades del sector son problemas reales que necesitan soluciones que no se darán en forma rápida, llevarán tiempo, son medidas de mediano y largo plazo”, admitió el titular del IMFER.

En ese sentido, aclaró que “no adherimos con los madereros concentrados en la ruta porque no compartimos la metodología de protesta de los reclamos. Sabemos quiénes son y entendemos que no compartan con nosotros nuestra forma de encarar los problemas, pero desde el IMFER no apoyamos cortes de ruta, como tampoco avalamos el trabajo no registrado ni la venta informal de madera o la evasión de impuestos. El problema es que es muy difícil trabajar en la Argentina y por eso se producen estas situaciones. Hemos tenido la oportunidad de dialogar con algunos propietarios que están nucleados en la AMC en algunas reuniones que coincidimos en las últimas semanas, y les hemos manifestado que tenemos casi los mismos problemas que ellos, la cuestión de mercado es el principal problema, por ejemplo. Si hay mercado, pagar el aumento de la tarifa eléctrica no sería un problema. El problema a veces pasa también por no tener la energía suficiente para incrementar la producción, y esto también sucede en nuestra provincia”, explicó.

“Por otra parte, la mano de obra está casi un 70% de costo respecto del salario que percibe un trabajador, es muy caro generar un nuevo puesto de trabajo en el país”, indicó Piana.

Seguido, el empresario insistió que “en lo que no estamos de acuerdo con AMC, y nos preocupa porque no obtendrán respuestas por esta vía y nosotros tampoco, es frente a la metodología de reclamar con cortes de ruta”, recalcó el titular del IMFER.

“Compartimos su reclamo y estamos en la misma lucha, porque la crisis nos golpea a todos. Pero los cortes no son la manera, eso en lugar de unirnos nos separa y nos debilita como sector”, concluyó el empresario.

 

Corrientes con posiciones divididas

La situación maderera en Corrientes no es diferente, pero al igual que en Federación, hay aserraderos que adhirieren a la AMC y otras que se encuentran nucleados en organizaciones del sector que prefieren mantener los canales de diálogo abierto con el Gobierno provincia y Nacional, ya que consideran que ese es el camino más allá de las coyunturas.
La presidenta de la Asociación de Madereros y Afines de Corrientes (AMAC) y titular de la Asociación Plan Estratégico Foresto-Industrial de Corrientes (Apefic), Mercedes Omeñuka, dijo al diario digital La República que “ese tipo de medidas complica aún más la situación porque no ayuda”. Consideró en ese sentido que es como si quisieran enfrentar a misioneros y correntinos con entrerrianos.
“La forma de reclamar debería ser otra”, cuestionó la referente. En tanto aclaró que no hay ninguna diferencia entre empresarios correntinos y entrerrianos, y explicó que “se trata de una medida para pedir que nos sumemos a su lucha para que el Gobierno nacional tome cartas en el asunto”. Es decir, piden apoyo para acompañar la decisión pero “nosotros preferimos discutir en una mesa de trabajo”, remarcó la titular de Apefic.
Omeñuka admitió que en la provincia las compañías madereras también atraviesan una “tormenta”,  pero sostuvo que “el mercado no va a mejorar cortando rutas”.
Al respecto, comentó que en los intercambios que el sector foresto-industrial mantiene con funcionarios del Gobierno presentaron propuestas de reducción de tasas  y modificaciones en los planes de  la AFIP para sortear la crisis.
Ante los trascendidos, el ministro de Industria, Trabajo y Comercio de Corrientes, Raúl Schiavi, expresó que “reconocemos los reclamos pero en Corrientes intentamos trabajar codo a codo con el sector forestal y foresto-industrial y prueba de ello son la Apefic y la Mesa Forestal Provincial, más allá de los contactos informales”.
“No creemos que sea la manera para solucionar conflictos”, criticó Schiavi sobre el anuncio de impedir la circulación de transportes con madera de Misiones y Corrientes.
El titular de Industria valoró que “en la provincia no hay un Gobierno sordo a los reclamos sino todo lo contario, porque queremos generar buen clima de negocio para el sector”.

 

Apicofom: “Somos empresarios, no piqueteros”

En diálogo con el presidente de Apicofom (Asociación de Productores, Industriales y Comerciantes Forestales de Misiones y NE de Corrientes), Pedro López Vinader, recién llegado de Alemania donde viajaron con una delegación para interiorizarse de la maquinaria adquirida para la futura fábrica de viviendas de madera a instalarse en el Parque Industrial, señaló no estar muy informado de la situación de Concordia sobre los últimas horas. “Estoy tomando conocimiento de la situación por los medios de prensa y algunos llamados que recibí de empresarios de la zona. No tenemos contacto con este grupo de aserraderos, no tengo mucha información aún de los motivos por los cuales protestan, pero nunca estuvimos de acuerdo como método de reclamo cortar rutas, no somos piqueteros, somos empresarios”, dijo inicialmente respecto al inminente corte de la Ruta 14 en Entre Ríos.

“La situación es difícil para el país y para la actividad, y se necesitan medidas para poder ser competitivos y trabajar en la industria forestal, temas que los estamos discutiendo en diferentes mesa de trabajo. La realidad es que la exportación es nuestra salida, establecer mercados con Centroamérica, Europa y Asia, pero para eso tenemos que ser serios, creíbles, tenemos que cumplir con los pedidos. Si ahora, entre nosotros nos perjudicamos para trabajar, será muy difícil para todos los madereros salir de la crisis. Si nos paran los transporte que van a los puertos de exportación desde Chaco, Entre Ríos, Corrientes y Misiones, que es un 70% del sector que pasa por esa Autovía 14, nos veremos afectados en costos y tiempo -tendremos que  desviar por la Ruta 12-, y nos perjudicaríamos entre nosotros con esto, no es la salida”, opinó López Vinader.

 

 

Por Patricia Escobar 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE