CAME: El turismo fue modesto y recorrió sin hacer demasiados gastos este fin de semana largo

Según el habitual relevamiento realizado por la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (Came) en 40 ciudades del país, las ventas de los comercios minoristas (medidas en cantidades) fueron apenas mejores a las de un fin de semana común. Salir a recorrer negocios fue más un paseo del fin de semana. Mucha gente mirando pero poca preguntando y comprando. Prevaleció el buen tiempo y las familias gastaron lo justo y necesario. Incidió que ya hubo otro fin de semana largo en el mes.

De esta manera, informaron que en el cuarto fin de semana largo del año, 870 mil personas viajaron por el país. Las familias fueron muy medidas y hubo poco desembolso, fuera de los gastos habituales que requiere el turismo. Las ciudades prepararon peñas, bailes, espectáculos folklóricos, maratones de locros, ferias de artesanías y gastronomías para atraer y entretener a un visitante que, en esta ocasión, se comportó más como espectador que como consumidor.

La provincia de Santa Fe no fue la excepción y el movimiento fue escaso, a pesar que los empresarios lanzaron promociones atractivas para atraer turistas. Lo que más actividad tuvo fue la cartelera artística que despertó el interés de los que llegaron. En la ciudad destacó la Feria Internacional del Libro con un abanico de actividades y la presentación teatral de Leonardo Sbaraglia con entradas agotadas.

Por otro lado las localidades de la costa provincial del Río Paraná como Sauce Viejo, Coronda, Maciel, San Lorenzo, Pueblo Esther, Santa Rosa de Calchines, Cayastá, San Javier, o Romang, se beneficiaron con el buen tiempo.

El desembolso promedio diario por persona se ubicó en $860, incluso menor al de los fines de semana largos anteriores. La estadía promedio fue relativamente breve también, de 2,6 días con la mayor parte de la gente trasladándose el mismo viernes y volviendo el domingo.

Ni en 2017 ni en 2016 hubo fin de semana largo por el 25 de mayo porque la fecha cayó en la semana con lo cual no se puede comparar. Pero se trata de un feriado que en general no suele tener tanta repercusión en materia de viajes. Se mueve mucho con familiares que visitan amigos o parientes en otras localidades o encuentros deportivos, artísticos o laborales.

Eso se notó también en el tema consumo. Según el habitual relevamiento realizado por la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (Came) en 40 ciudades del país, las ventas de los comercios minoristas (medidas en cantidades) fueron apenas mejores a las de un fin de semana común. Salir a recorrer negocios fue más un paseo del fin de semana. Mucha gente mirando pero poca preguntando y comprando.

En lo que hace a hotelería y gastronomía, los empresarios lanzaron promociones especiales para tentar al turista. Por ejemplo, 3 noches al precio de 2, descuentos del 20%, o dos noches con una cena de regalo.

Los destinos más elegidos el fin de semana fueron Córdoba, Entre Ríos, Mendoza, Misiones, Salta y la Provincia de Buenos Aires.

En lo que va del año ya hubo cuatro fines de semana largos (tres extra-largos), donde viajaron un total de 6.500.000 turistas que gastaron $19.230 millones.

 

 

PE



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE