Recorriendo la Provence francesa

Recorriendo la Provence francesa

Me encontraba de viaje por esta maravillosa zona, así que decidí conocer el pueblo de Châteauneuf du Pape, de donde provienen los vinos de trece uvas, L´isle Sur La Sorgue (apellido de mi abuela materna),  y el Museo de la Lavanda.

Châteauneuf-du-Pape es una población y comuna francesa, en la región de los Alpes provenzales en la Costa Azul. La localidad y otros tres municipios que la rodean producen vino, y Châteauneuf-du-Pape es una denominación de origen del sur del Ródano. También denominado “vino papal”, refiriéndose a Juan XXII que se hizo construir un castillo en esta ciudad en el siglo XIV, y propulsó el cultivo de la vid. A diferencia de sus vecinos en el Ródano septentrional, Châteauneuf-du-Pape permite trece variedades de uva, y la mezcla está dominada normalmente por la cepa tinta grenache (garnacha). También cinsaultcounoisemourvèdremuscardinsyrahterret noirvaccarèse. Entre las uvas blancas se incluyen la grenache blancbourboulencclairettepicardinroussanne y picpoul.

Me hospedé en uno de los hoteles más maravillosos de la zona, “Chateau Fines Roches” Castillo de finales del siglo XIX, con un estilo medieval y provenzal. El hotel fue habitado por el Marqués de Baroncelli y visitado por poetas provenzales de la época. Podes disfrutar de un desayuno, con una vista maravillosa al pueblo y a los viñedos. O bien una cena en el restaurante del hotel, junto a una botella del famoso vino “Clos des Papes”, ideal para conocer el estilo del lugar.

La visita obligada es el palacio de Châteauneuf-du-Pape”, que ha dominado la aldea durante siglos. Su vínculo con el Papado de Aviñón está fuertemente marcado.  Tiene un estilo gótico, y fue clasificado como monumento histórico. En el pueblo pueden almorzar y disfrutar de una hermosa caminata por las callejuelas, llenas de misterio y encanto medieval.

También recomiendo visitar el pueblo de L´isle Sur La Sorgue en el Sur de Francia. Este pueblo es famoso por la cantidad de casas de antigüedades y mercados de pulga, así como sus ferias de los domingos. Hay muchos cafés y restaurantes que recorren el canal, cerca unos de otros. Se van a encontrar con ruedas de agua antiguas, que decoran el pueblo. Algunas todavía están en funcionamiento. Este pueblo lleva el apellido de mi abuela materna Flora (Katty) Sorgue, en recuerdo a ella es que visité este hermoso pueblo.

Almorcé en el jardín del restaurante Le Jardin Du Quai. Para el plato principal escogí ravioles de langostinos fritos, sobre mil hojas de remolacha y salmón ahumado, y para el poste, una masa húmeda, sobre crema de higos y frutos rojos de estación. Elegí acompañar la comida con un vino blanco de la zona Châteauneuf – du –PapeClos de L´atoine des Papes 2008”.

Para finalizar mi paseo, visité el Museo de la Lavanda (www.museedelalavande.business.site) que está situado cerca de Avignon,  en la Provence francesa. Es un lugar ideal para conocer las propiedades y beneficios de la Lavanda (Lavandula), que es un género de la familia de las lamiáceas, que contiene unas 60 especies.  Desde la antigüedad se usaban para ornamentar,  obtener aromatizantes, y esencias para saborizar comidas. Esta esencia se utiliza principalmente en industrias de productos de tocador y de perfumería. También tiene propiedades relajantes, por eso es interesante beber una infusión de lavanda antes de dormir o bien tener cerca de la cama algunas ramitas de esta maravillosa planta. La variedad comestible es muy utilizada en repostería y un secreto: la lavanda combina muy bien con la yerba mate.

À bientôt Francia!

 

(*) Sommelier

www.karlajohan.com.ar/blog

 

 



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE