Hugo Moyano enojado con los sindicalistas que no van a la marcha y afirmó que “al Gobierno le conviene una CGT subordinada”

Hugo Moyano enojado con los sindicalistas que no van a la marcha y afirmó que “al Gobierno le conviene una CGT subordinada”

Hugo Moyano se mostró enojado con los sindicalistas que se bajaron de la marcha del 21 de febrero contra las políticas económicas de Cambiemos y los acusó de ser funcionales al Ejecutivo. “Al Gobierno le conviene una CGT subordinada y esto es lo que está logrando”, les recriminó. Así, el líder de Camioneros se quejó porque los gremialistas que integran los sectores llamados “Gordos” e “Independientes” y los sindicatos de Obras Sanitarias, Porteros, UTA, Comercio, UOCRA, UPCN, La Fraternidad y Alimentación no participarán de la marcha que su espacio convocó.

Durante un evento de la AFA, el también presidente del club Independiente se descargó después de que el gastronómico Luis Barrionuevo dejó en claro que no marchará junto con el kirchnerismo, un espacio político que siempre combatió. “Algunos son siempre oficialistas”, dijo cuando le preguntaron por los gremialistas que decidieron no adherir a su convocatoria. Sin embargo, evitó dar nombres y agregó: “Todos los que ustedes saben. Los históricos, los de siempre. No cambian, son así”.

Hugo Moyano también cargó contra el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, que dijo que la marcha contra el Gobierno fue una reacción al avance de la Justicia sobre las denuncias en su contra por lavado de dinero, fraude y negocios con la barra de Independiente. “Dice Dietrich que yo no tengo que hacer una marcha, que tengo que presentarme a la Justicia. Es todo verso todo lo que está diciendo. Cuando la Justicia me reclame -si es que me imputan- voy a ir, nunca huí. Todo lo que dicen estos ignorantes es porque se suman al ataque permanente que recibimos del Gobierno”, manifestó.

Por último, el sindicalista apoyó la idea de unir el Partido Justicialista y señaló que “todo lo que tenga que ver con la unidad del peronismo le parece importante”. Además, aseguró que se reuniría a tomar un café con la expresidenta Cristina Kirchner “siempre y cuando al café lo pague ella”.

Moyano junto con ambas CTA, movimientos piqueteros y la Corriente Federal de Trabajadores (CFT) llamaron a una marcha el 21 de febrero para protestar contra las políticas económicas del Gobierno. Mientras tanto los grandes gremios de servicios como los “gordos” e “independientes” y sindicatos del transporte, decidieron no sumarse porque consideraron que existen “razones personales” en la protesta contra el gobierno.

Los mercantiles de Armando Cavalieri, personal de la Sanidad de Carlos West Ocampo y Héctor Daer, la Alimentación de Rodolfo Daer, los “independientes” del estatal Andrés Rodríguez, el constructor Gerardo Martínez y José Luis Lingeri de Obras sanitarias se bajaron porque aseguraron que “apuestan al diálogo” con la Casa Rosada. A esa decisión conjunta se sumaron los metalúrgicos de Antonio Caló y el kirchnerista Víctor Santa María de Porteros.

La protesta dejó al descubierto la separación que existe en la CGT, después de que dos de los tres triunviros -Acuña y Daer- resolvieron apartarse.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE