Lucas Pratto: “No volvería a Boca”

Lucas Pratto: “No volvería a Boca”

Puede decirse en estos diez años desde que debutó en Primera, como jugador de Tigre, que Lucas Pratto es un trotamundos. Boca fue su puerta de entrada al fútbol argentino, pero nunca encontró su lugar. Y por eso el Oso tiene en claro que no volvería, menos ahora que cambió de vereda para ponerse la camiseta de River.

“Mi problema en Boca era que estaba Martín Palermo, el mejor nueve de la historia del club, un monstruo en marcar goles. No volvería a ponerme la camiseta de Boca, si el día de mañana me tengo que ir de River sólo lo haría para jugar en Vélez”, resaltó el delantero en una entrevista con Súper Mitre Deportivo.

El club de Liniers, donde jugó entre 2012 y 2014, fue su trampolín al fútbol brasileño después de 129 partidos y 43 goles, además de un premio Olimpia al mejor jugador del fútbol local en su último año. Vélez también fue un puntapié para la llegada de Pratto a la Selección en 2016, con Edgardo Bauza como entrenador.

“Jugué cuatro partidos en la Selección y dos sin Leo, es difícil eh…”, dijo. “No pienso mucho en estar en el Mundial, antes del cambio de entrenador hice cosas para estar en la Selección”, agregó, aunque no lo descartó: “Tengo la certeza que en estos meses antes de ir al Mundial me va a ir muy bien”.

Según Pratto, hubo algo de lo que careció cuando se puso la camiseta albiceleste. ¿Goles? Hizo dos en cuatro chances, nada mal. Entonces, ¿qué? “Hoy hay mucho Instagram, redes sociales y yo no me ocupó mucho de eso. Capaz que me faltó ser mas marketinero para seguir en la Selección”, opinó.

Hoy por hoy lejos de la Selección, donde no descarta una aparición de Lautaro Martínez (“Es una bestia, es el futuro del fútbol argentino”, dijo), Pratto prefirió hablar de su presente en River. “Intento disfrutar estar acá. River tiene la jerarquía justa y tipos ganadores”, analizó a sus 29 años.

Y confesó que se apuró en hacer su debut, frente a Huracán. “Fue apresurado jugar. Sentí un tirón en el tendón de la rodilla en la práctica anterior al debut y a los 5 minutos que entré hice un movimiento forzado con la rodilla y me resentí de nuevo. Fue un error jugar. Fue una cuestión mía, no del entrenador”, explicó. Fue solo un susto, ya que a la semana siguiente pudo hacer su estreno en el Monumental frente a Olimpo.

Por último, se tomó con humor los comentarios sobre su estado físico. “Parece que soy gordo, pero tengo mucha masa muscular, estoy bien de peso. Si ahora dicen que estoy gordo, cuando estaba en Vélez tendría que haber ido a Cuestión de Peso”, bromeó.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE