La visión económica de empresarios de la construcción para 2018

Con el objetivo central de analizar el balance empresario del año 2017 y cuáles son las expectativas con relación al presente año desde la perspectiva de los diferentes rubros, en el anuario Visión Misionera 2018 de Misiones Online se reflejan las opiniones de líderes y ejecutivos de las principales firmas de la provincia, quienes marcan la tendencia de lo que pasará con las inversiones y generación de empleo.

Desde la visión del sector de la construcción, el gerente financiero de Ratti Construcciones SA, Luis Fleitas, indicó que el año que pasó fue bueno. “Esperamos al 2018 un año mejor, con un crecimiento similar al anterior, por lo tanto la empresa y la provincia mantendrán su ritmo de actividad”, estimó.

El desafío para Ratti estará focalizado en mantener la capacidad operativa de la empresa siguiendo las reglas y lineamientos de la nueva política económica, sostuvo Fleitas.

Para Alberto Squillaci, socio de Hormicon SRL, el futuro de la economía se presenta “promisorio” en la medida que la provincia reciba fondos nacionales para seguir ejecutando obras de viviendas e infraestructura. “Para la provincia, el escenario futuro siempre depende de la Nación ya que somos del interior profundo y con muchas necesidades básicas”, señaló el empresario.

En su opinión, el principal desafío para las empresas del rubro será enfrentar este año “la inflación, los altos costos laborales que no van al bolsillo del empleado que encarece todos los costos”, dijo.

Por su parte, Marcel Bonne, propietario de Bonne Construcciones, fue un poco más crítico, y consideró que “desde que asumió el nuevo gobierno nacional estuvimos esperando el cambio, el cual nunca llegó, o por lo menos no se ha notado en la provincia. La escasa partida de dinero que gira la Nación a nuestra provincia hace que sea muy difícil salir adelante. Existe muy poca inversión en obra pública y muy poco apoyo en las economías regionales. Esto lo seguiremos notando al corto y mediano plazo. Por supuesto que también nuestra empresa, en este contexto, como los proyectos que venimos desarrollando se verán afectados”, advirtió.

De esta manera, Bonne se plantea como principal desafío al 2018 “el poder cumplir con nuestras metas propuestas, tratando de sortear la inflación y cumplir con nuestros proyectos en los tiempos de crisis que corren”, dijo.

Por otra parte, José Chamorro, propietario de una empresa familiar de servicios para el rubro de la construcción (pinturas y materiales) se mostró más optimista, ya que cerró “muy bien” el 2017. “En nuestro rubro estamos preparados para innovar en lo concerniente a la atención personalizada, versatilidad de productos, etcétera”, explicó marcando su diferencial de servicio respecto a la competencia. Para el 2018 su apuesta es “crecer, invertir y contratar más empleados”, respondió el entusiasta emprendedor.

El gerente de Artec SRL, Ricardo Gónzalez, se mostró expectante: “Esperamos que mejore la situación económica en general de todos para que podamos seguir creciendo tanto en lo público como en lo privado”, dijo.

El desafío de su empresa será mantener su estructura actual con la expectativa de “poder crecer dentro de esta economía con una inflación alta”, señaló.

Un poco más complicado ve el escenario el empresario Jorge Muniagurria, para la producción de astillas y arenas. “Lo más difícil será mantener la fuente de trabajo y sostenernos dentro del mercado”, opinó el reconocido empresario.

Qué medidas esperan del Estado

En este contexto, los empresarios de la construcción esperan medidas de apoyo del Estado nacional y provincial, para enfrentar de la mejor manera el contexto económico que se presenta para 2018. “Para Misiones necesitamos una política de frontera”, dice Muniagurria.

Por su parte, el directivo de Ratti Construcciones consideró que el Estado “debería fortalecer y consolidar planes de Obras Públicas y apoyar al desarrollo de proyectos privados para las pequeñas y medianas empresas del sector ya que somos grandes generadoras de trabajo y multiplicadoras en el circuito económico”, explicó Fleitas.

En tanto, Squillaci insiste en que “ante tantas necesidades en infraestructura en la provincia, como ser agua, cloacas, electricidad, caminos, tanto desde el Estado Provincial como Nacional deberían asignar más recursos al sector (construcción), ya que aproximadamente el 60% de lo que invierte vuelve en impuestos, lo que redunda en mejor calidad de vida”, aseveró.

Por su parte, Marcel Bonne sostiene que para la actividad se demanda más líneas de créditos a largo plazo y a tasas blandas, “para la compra de primera y segunda vivienda, y que Nación gire los fondos que la provincia necesita para el desarrollo de la obra pública, además de tratar de bajar la inflación”.

Finalmente, Ricardo González consideró que “el Estado deberá seguir invirtiendo en obra pública, ya que es una actividad que mueve todos los sectores de la economía de un país”.

 

Lea todas las respuestas de empresarios líderes en Visión Misionera 2018

 

 

PE



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE