Luchi Von der Heyde, la misionera que pasó de embarrarse en la tierra colorada a brillar con Las Leonas

Luchi Von der Heyde, la misionera que pasó de embarrarse en la tierra colorada a brillar con Las Leonas

La joven jugadora de River redondeó un año más que bueno a nivel personal, en el que se afianzó en el equipo titular del seleccionado argentino de hockey. Repasá su vista a los estudios de Misiones Online TV, donde contó sus proyectos a futuro y cómo se está preparando para el Mundial.

A dos años de su primera convocatoria para formar parte del plantel mayor de Las Leonas, cada vez que la misionera Lucina Von der Heyde ve su nombre en la lista es como la primera: “A una le agarra esa sensación de felicidad, de satisfacción por el trabajo que viene haciendo”, comentó Luchi, quien de todos modos aclaró que todavía no puede “decirse Leona”, por lo que entrena mucho para “seguir quedando en la lista año tras año”.

A pesar de ello, los números muestran que 2017 fue su año consagratorio, ya que participó de la mayoría de los compromisos que afrontó la selección comandada por Agustín Corradini. No obstante, en el balance de la volante que juega en River se trató de un año “positivo y negativo”: “Fue negativo en cuanto a resultados, porque casi todos los torneos los perdimos, sólo pudimos quedarnos con la Copa Panamericana (por quinta vez consecutiva). Fue positivo porque venimos haciendo un equipo nuevo, con generaciones nuevas, un sistema de juego y un entrenador nuevo”.

Ese recambio generacional, que en el interín hizo perder piezas claves a Las Leonas (Luciana Aymar, Carla Rebecchi), sin dudas afectó en lo deportivo, aunque de todos trajo un soplo de aire fresco que conformó un grupo con “ganas de entrenar y llevarse el mundo por delante”. “En mi caso me gusta tener desafíos y enfrentarme a equipos nuevos. Cada vez es más difícil, porque se entrenan más y no sabés cómo van a jugar”, consideró Luchi.

Si bien hace ya algunos años que migró a Buenos Aires, la joven Leona misionera formada en Centro de Cazadores continúa con la tierra colorada a flor de piel: “Mi recuerdo es mirar el botín y que tenga el color de la tierra colorada, eso es algo que extraño. Estar todo el tiempo en la cancha, compartir todo el día con tus amigas”. No obstante, no perdió contacto con sus compañeras y profes, ni mucho menos: “Cada vez que pueda voy a venir a jugar con el seleccionado. Casi siempre me entero de muchas cosas, estoy al tanto de cuando las menores viajan a sus respectivos regionales, cuando salen campeonas. Estoy todo el tiempo informándome así voy conociendo más el hockey y viendo cómo crece en Misiones. Gracias a Dios tengo a entrenadores que me cuentan y piden mensajes para las chicas”.

El tiempo en Misiones, lamentablemente, siempre es poco. Luchi retornará a Buenos Aires el 13 de enero para incorporarse al entrenamiento del seleccionado de cara a su desafío más importante: la Copa del Mundo de Londres, que comenzará el 21 de julio: “Arrancamos el 15 a entrenar. Ahí tenemos una serie de amistosos, vienen varios países a jugar contra nosotros”.

Estamos con muchas expectativas, muy entusiasmadas. La World League nos dejó un gusto amargo por no poder estar en el podio y vamos a dar mucho para poder estar en el podio”, consideró.

En cuanto a los objetivos a largo plazo, Luchi fue clara: “Amo lo que hago, disfruto de jugar, me encanta y más al nivel donde estoy, que hace que una se supere cada día, que no se deje estar, que tenga que entrenarse todo el tiempo. Me gustan los desafíos. Mis objetivos son a corto plazo siempre. Las cosas pasan hoy y no sé qué va a pasar mañana. Mi primer objetivo hoy en día es poder ganarme un lugar en la lista para viajar al Mundial”.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE