Piden juicio para “Ruti”, el capo narco más poderoso de la villa 31

Piden juicio para “Ruti”,  el capo narco más poderoso de la villa 31

Un fiscal pidió que el narco peruano Alionzo Rutilo Ramos Mariños, alias “Ruti”, sea sometido a juicio oral, acusado de organizar y liderar una estructura criminal dedicada al tráfico ilícito de sustancias estupefacientes, la cual tenía como base la Villa 31 y 31 bis de la Capital Federal, informaron fuentes judiciales.
El pedido fue formulado por el titular de la Fiscalía Federal Criminal y Correccional 7, Ramiro González, y deberá ahora ser resulto por el juez federal Sergio Torres.
El historial delictivo en Argentina del narcotraficante peruano comenzó en la villa 1-11-14, del Bajo Flores, donde comandaba una red narco y se disputaba el territorio con otro capo narco peruano, Marco Estrada Gonzáles, alias “Marcos”.
En el 2005, “Ruti” fue condenado a la pena de 18 años de prisión por la llamada “Masacre del Señor de los Milagros”, ocurrida el 29 de octubre de ese año, donde murieron cinco personas, entre ellos un bebé, durante una procesión religiosa que se llevaba a cabo por uno de los pasillos en la villa 1-11-14.
La investigación determinó que fue una venganza organizada por “Ruti” contra su enemigo “Marcos”.
Tras cumplir una parte de su condena, “Ruti” fue expulsado del país bajo la ley del extrañamiento en el 2015 hacia Perú, donde simuló trabajar como zapatero hasta el año pasado, cuando volvió a ser detenido.
Es que el juez Torres consideraba que el condenado seguía comandado desde su país una organización narco que vendía drogas en la villa 31 de Retiro, por lo que ordenó su captura, que se concretó por personal de Interpol el 16 de septiembre último, mientras caminaba por el distrito de San Juan de Lurigancho, a 15 kilómetros de Lima.
Extraditado en julio pasado el presunto jefe narco se encuentra actualmente alojado por cuestiones de seguridad en un pabellón de la cárcel de Ezeiza destinado a presos por corrupción, donde también están el empresario Lázaro Báez (60) y los ex funcionarios Ricardo Jaime (62) y José López (56).
El fiscal González refirió en su dictamen que “Ruti” Mariños lidera una organización criminal que habría concretado acciones ilícitas vinculadas al tráfico de estupefacientes.
Según el documento, la fiscalía pudo constatar su hipótesis, entre otros elementos, “a partir del secuestro paulatino de sustancias estupefacientes conformadas a base de marihuana, cocaína y sus derivados, como así también a través de la incautación de una considerable cantidad de armas de fuego, sus piezas y municiones de distinto tipo y calibre”.
También, se lo acusa de “llevar adelante otras acciones de corte delictivo producidas, en general, en el marco de aquella actividad (tales como el almacenaje y uso permanente de todo tipo de armamento y municiones, y la ocurrencia de enfrentamientos y agresiones de todo tipo a terceros), con el claro objetivo de mantener la hegemonía territorial de la zona en la que se producía la mayor parte del emprendimiento criminal en cuestión.
Por todo esto “Ruti” fue imputado por la fiscalía 7 como organizador de una cadena destinada al tráfico ilícito de sustancias estupefacientes en el que intervinieran más de tres personas y coautor del delito de acopio de armas de fuego, sus piezas y municiones, ambos en concurso real entre sí.
El acusado nació el 16 de agosto de 1964 en Lima, donde a los 20 años, y de acuerdo con registros de la Dirección Nacional Contra el Terrorismo de la Policía Nacional peruana (Dircote), se integró al Comité Metropolitano de Sendero Luminoso, una de las células militarizadas más letales de esta organización maoísta.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE