El Tributo a los 50 años del rock argentino y La Beriso cerraron la 17ª edición del Cosquín Rock

El Tributo a los 50 años del rock argentino y La Beriso cerraron la 17ª edición del Cosquín Rock

El Tributo a los 50 años del Rock y La Beriso cerraron la 17ª edición del Festival Cosquín Rock ante 25 mil espectadores que se reunieron en el enorme predio del Aeródromo de la localidad cordobesa de Santa María de Punilla.

En la última jornada de ayer, que finalizó esta madrugada, la atención se centró en dos escenarios el principal y el temático donde se celebró el nacimiento del Rock Argentino.

En el mencionado espacio temático comenzó por la tarde con Golosinas Peligrosas, prosiguió con un protagonista central de las primeras décadas del rock local como el ex Ex Manal Alejandro Medina quién bajo una incesante lluvia comenzó su concierto.

En diálogo con Télam, el artista declaró que “sentía muy bien y muy contento por este festival, por este tributo que gracias a nosotros los pioneros, existe”.

Tras Medina , subió al escenario otro Manal, el baterista Javier Martinez que interpreto varios de sus clásicos como “Jugo de Tomate Frío”, “Avenida Rivadavia” , “No pibe” y “Una casa con 10 pinos”, entre otros .

El escenario quedo a disposición del ex miembro de Vox Dei, Ricardo Soule quién contó a Télam “estar muy feliz por estar rodeado de compañeros de otras épocas y jóvenes que están sumándose a este momento tan histórico y tan importante para nuestra cultura argentina”.

También dijo que “el público que se hizo presente en este evento es muy agradecido, cariñoso, afectuoso y muy demostrativo sobre todo. “Acá en Córdoba en líneas generales siempre me fue muy bien”, aclaró.

Sobre el Cosquín Rock destacó que “es una idea excelente, le auguro mucho éxito porque estamos necesitando que se convoque el pueblo rockero, en lugares tan bonitos como este”.

Por su parte, Willy Quiroga, también ex integrante de Vox Dei, señaló que “estoy muy emocionado por celebrar estos 50 años del Rock y que se siente halagado por la convocatoria al festival”.

“Pienso que todos los que estamos, Javier, Alejandro, debíamos estar invitados a este tributo porque somos quiénes iniciamos el camino”, aseveró.

En tanto, otras de las invitadas Celeste Carballo relató que “nosotros tocamos muchísimo desde que lanzamos el disco “Se vuelve cada día más loca por amor al blues”, lo hacemos en muchos eventos de este tipo, grabamos esta producción en vivo en el Teatro Opera. Por eso la banda esta aceitada, consolidada, el repertorio también y yo tengo una mecánica de trabajo de muchos años”, reseño la cantautora.

Cuando se le menciono que formaba parte de esta historia rockera, aclaró que “soy parte del presente, sino no estuviera haciendo cosas ahora, te juro que no estaría acá. Lo importante que estoy haciendo cosas siempre, tengo más de quince discos editados en los últimos veinte años desde el vivo en el Roxy con el repertorio de Janis Joplin, Placer Infinito que fue mi primer disco de estudio independiente, Celos donde desde el rock ganamos el Gardel en 2009 entre tantos otros y ahora esta última producción con arreglos originales”.

Durante su concierto interpreto “Me vuelvo cada día más loca”, “Blues del Veraneo, “Que suerte que viniste”, “Querido Coronel Pringles” y finalizó con “Es la Vida que me Alcanza” que le gano la ovación de los presentes.

Otra de las invitadas a este tributo, Fabiana Cantilo subió al escenario cerca de las 8 de la noche para cantar “Una tregua”, “Dulce Condena” recibiendo la aprobación del público y posteriormente junto a Claudia Puyo, otra histórica, cantaron covers del rock argentino como “La Bestia Pop” y “Eiti Leda”.

El plato fuerte de la noche, llego con el notable Fito Páez en un show cargado de emociones, interactuando siempre con su público, haciéndolo cantar, arengando como un showman.

Regalando a lo largo de su actuación, clásicos como “El Chico de la Tapa”, “A las piedras con Belén”, “Gente sin Swing”, “11 y 6”, “La Rueda Mágica”, “Circo Beat “hasta que invito a Juanse y a Rolo Sartorio, vocalista de La Beriso para interpretar “Brillante sobre el mic”.

Finalizó su concierto con “Dale Alegría a mi corazón” acompañado mágicamente por todo el público en uno de los momentos más conmovedores de la noche, donde a más de uno le saltaron lágrimas de emoción por la energía que flotaba en el aire en ese instante.

Fito celebró los 50 años del Rock mencionando a grandes pioneros como Luis Alberto Spinetta, Litto Nebbia, Moris, Vox Dei, Manal, el Indio Solari y dedicado a todos los buenos músicos que buscan la libertad.

Prosiguió en la tanda de notables , Pedro Aznar recibido fervorosamente por el público donde interpretó temas conocidos como “Sol de San Francisco”, ” Como un León”, “Rencor”, “Panteras de Polvo”,” Quebrado” etc, etc.

Luego subió al escenario el magistral guitarrista, el ex Seru Girán y Pescado Rabioso, David Lebón, que repaso sus influencias blueseras, canciones de sus primeros discos solistas y de su más reciente disco.

Por el lado del escenario principal, se destacaron las actuaciones de Palo Pandolfo y del baterista británico Carl Palmer integrante de la banda de rock progresivo, Emerson, Lake and Palmer que alcanzó una gran popularidad en la década del 70 vendiendo más de 35 millones de discos y realizando multitudinarios conciertos.

Palmer repasó los clásicos temas de aquella época, homenajeando a los fallecidos Keith Emerson y Greg Lake, dando una clase magistral de como tocar magistralmente la batería y que recibiera el reconocimiento del público que lo aplaudía a rabiar.

Uno de los temas que sonaron fue “Knife edge”, tema del primer disco , publicado en 1970 y luego le siguieron otros temas de esa histórica producción como “Welcome back my friends”, “The barbarian” y “América”. Después interpretó “Fanfare for the common man” con un solo implacable de batería.

Por la noche, también ofrecieron sus conciertos que recibieron el beneplácito de la gente, las bandas punk, Los Violadores (una de las primeras del género en el país) y Ataque 77 que tuvo una buena actuación con sus canciones de fuerte contenido social.

Las Pelotas la agrupación liderada por Germán Dafuncchio ofreció un excelente show para sus fans, interpretando clásicos intercalados con temas de su último disco. En el concierto invitaron al líder de Los Pericos, Juanchi Baileirón para cantar una espectacular versión de “El Ojo blindado”, cover de Sumo.

Finalmente el cierre estuvo a cargo de La Beriso que encabeza Rolo Sartorio, cuyo concierto duro más de dos horas, en el que hizo un recorrido por toda su discografía y en el que sus admiradores ratificaron que el apoyo a la banda es incondicional.

En dialogo con Télam, Sartorio dijo que “los sentimientos fueron muchos en este evento , porque me fui al escenario donde tocaron íconos del rock nacional y creo que es la primera vez que arman un escenario para los artistas que armaron el camino que nosotros podemos transitar”.

Comento que se sintió orgulloso de que Fito Páez lo invitará a su show y aclaro que “esto es lo que hay que lograr, que la gente nos vea a todos los rockeros unidos”. También el líder de la Beriso fue invitado para cantar con Los Pericos que celebraban sus 30 años.

“Siento una gratificación de que La Beriso cierre la edición del Cosquín Rock, lo disfrutamos y que la gente la pase muy bien, el día estuvo maravilloso”, precisó.

A pesar de la lluvia que comenzó a caer con la tarde del domingo, el predio se lleno de gente y permaneció hasta el final, cuando la Beriso tocaba los últimos acordes de la 17a. edición del festival más federal de la escena rockera argentina.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE