Siniestros viales: “Le decimos a los jóvenes que salir a conducir ebrio mata”, dijo Viviam Perrone de Madres del Dolor

Siniestros viales: “Le decimos a los jóvenes que salir a conducir ebrio mata”, dijo Viviam Perrone de Madres del Dolor

“Si se aplicaran realmente limites la gente se va a empezar a cuidar, por eso nos advierten cuando vamos al Brasil allá respetan las leyes de tránsito, necesitamos educación en las escuelas, leyes, autoridades que hagan lo correcto, nosotros desde desde la asociación civil Madres del Dolor vamos a hacer todo lo posible, iremos adonde sea necesario pero también necesitamos de ustedes para que se pueda llegar a los jóvenes para decirles que el alcohol mezclado con autos y la velocidad, el solo hecho de salir a la calle en estado de ebriedad mata”.

Viviam Perrone fue una de las disertantes en la jornada de capacitación sobre siniestros viales y delitos sexuales realizada el jueves a la tarde en el salón Dos Constituciones de la Cámara de Representantes, organizada por la fundación Epopeya y el diputado nacional Daniel Di Stefano.

Estuvo en la primera mesa de la jornada denominada  “Los desafíos para modificar la realidad de los siniestros viales”, y que también contó con la exposición del especialista en siniestros viales, Luis Di Falco de la Vicegobernación, con la moderación de Leonardo Amarilla.

Viviam es miembro fundador de la asociación civil Madres del Dolor, personalidad destacada de los Derechos Humanos de la Ciudad de Buenos Aires y ha recibido numerosas distinciones por la lucha que lleva adelante denunciando ante la justicia casos de impunidad y lleva muy bien ser madre de Kevin, el joven de 14 años que murió atropellado en la avenida Libertador cuando escapaba con unos amigos de una patota.

El vehículo que lo chocó era conducido por Eduardo Sukiassian, condenado el 14 de marzo de 2007 a tres años de prisión efectiva por homicidio culposo por el Tribunal Oral 7 de San Isidro.

El conductor, quien había huido sin prestar asistencia a la víctima, obtuvo la excarcelación días más tarde.

Cómo contó su historia de Viviam Perrone, Madre del Dolor

118_0788

En la primera mesa sobre el tema de Siniestros viales el moderador Leonardo tuvo el honor de presentar a Viviam Perrone, con una frase que dijo le llamó mucho la atención: “Después de la pérdida de nuestros hijos la unión nos hizo muy fuertes para lucha contra la violencia”.

De familia de automovilista famoso

Ella comenzó contando su historia: “Yo como profesora de una escuela nunca me imaginé que iba a estar de este lado del mostrador, me hubiera gustado estar sentado donde están ustedes escuchando a otra persona hablar, pero me tocó a mí como le puede tocar a cualquiera de ustedes”.

118_0784

Recordó que toda su vida en su casa el automovilismo fue cosa sagrada. Reveló que es sobrina de Oscar Alfredo Gálvez el conocido corredor cuyo nombre lleva el autódromo de Buenos Aires. Así desde muy joven conoció todas las reglas, los cuidados para el tránsito y el manejo de vehículos, pero “nunca me imaginé dándole todas estas instrucciones a mi hijo Kevin a pesar de eso, hasta que una noche recibí una llamada la cual decía que Kevin estaba sobre la avenida Libertador y necesitaba que fuera urgente”, y a partir de allí su vida cambió totalmente,”, pensé que se había lastimado una pierna, nunca imaginé que al llegar sobre la avenida encontrar a Kevin agonizando, que a partir de ahí todo lo que yo descubría sobre los hechos viales iba en contra de Kevin, de mi familia, de mí, quien lo atropelló y se escapó donde el máximo de velocidad era de 60 km. por hora iba a más de 120 y lo dejó a Kevin tirado a pesar de eso al día siguiente estaba conduciendo nuevamente”.

“Nunca imaginé que aunque Kevin estaba con sus dos amigos no fue abandono de persona, él agonizó durante una semana que fue lo más difícil de toda mi vida ver que un hijo se va día a día es terrible, pero mientras mi marido, yo, mis otros hijos, los abuelos, los tíos estábamos alrededor de Kevin, el conductor Eduardo Sukiassian aprovechó para que se borraran las huellas del frenado, se perdiera el video que había sobre la avenida para irse a esquiar, cambiar de lugar los golpes en el auto, lo fueron a buscar 48 horas después por lo que nunca supe si estaba alcoholizado o drogado y a partir de ahí empezó mi lucha de salir a la calle a decir estas leyes tienen que cambiar, el decir esto no fue un accidente”.

“Nada nos va a devolver a nuestros hijos”

“Desde allí empezamos a juntarnos con otras madres, el tema vial nadie les importaba, fiscales jueces me decían fue un accidente, vaya al congreso a cambiar las leyes y estuvimos durante doce años y por distintas razones, discutían la cantidad de años que había que darles a los conductores homicidas, el tema es que nada nos va a devolver a Kevin, a nuestros hijos, solamente podemos ir al cementerio y ponerles una flor, le pido a Kevin antes de dar una charla que a través de él pueda hablar, que mis palabras lleguen a donde tiene que llegar, a cada uno de ustedes desde su lugar espero que las utilicen, sé que hay mucho por hacer por eso las Madres del Dolor tenemos en nuestro logo dos palabras: Justicia y Esperanza, las leyes no son lo único pero sí son muy importantes”, siguió relatando Viviam Perrone.

“Si se aplicaran realmente límites la gente se va a empezar a cuidar, por eso nos advierten cuando vamos al Brasil allá respetan las leyes de tránsito, necesitamos educación en las escuelas, leyes, autoridades que hagan lo correcto, nosotros desde nuestro lugar, desde la asociación civil Madres del Dolor vamos a hacer todo lo posible, iremos adonde se necesario pero también necesitamos de ustedes para que se pueda llegar a los jóvenes para decirles que el alcohol mata, el alcohol mezclado con velocidad, autos, el solo hecho de salir a la calle en estado de ebriedad mata, pero hay que hacérselos entender con el ejemplo nuestro, decirles éste es el límite, que las cárceles empiecen a servir como para resociabilizar, si uno sabe que tiene que cumplir con ciertas leyes hay que respetarlas, si sabía que podía salir a matar, por qué devolverles el registro de conducir?, el tener un registro de conducir implica muchísimas responsabilidades tenemos derecho a la vida, el conducir es una gran responsabilidad, no queremos más esta cifra de 25 muertes por día por hechos viales, no queremos llegar a la casa y en la mesa un lugar está vacío el dolor que uno vive no tiene vuelta atrás”, finalizó la fundadora de Madres del Dolor.

Viviam Perrone, fundadora de Madres del Dolor de Buenos Aires. (Audio Misiones on Line)

MAB

(ep)



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE