Fondo de Crédito Misiones: la máquina de proyectar sueños

Cuando hace pocos días el gobernador de Misiones Hugo Passalacqua inauguró las oficinas del Fondo de Crédito Misiones aseveró que era el momento más importante que le tocaba presidir en estos 14 meses de gestión. “Esto es a escala humana, es un banco amigo y no un banco para amigos, es un banco para el que produce, sea chico mediano o grande; para el que quiere comprar una motito para hacer un reparto de mandados o para el que quiere comprar una autógena para un astillero importante, este es el lugar”, decía el gobernador, imaginando además a todos aquellos que se acercaran para tratar de concretar sus ideas.
“Estas paredes, este edificio, son mucho más que vidrios y paredes, acá van a estar los sueños de miles de misioneros; los que van a querer poner una pizzería, acá o en Tobuna, me los imagino…” describía Passalacqua.
Misiones OnLine exploró algunos proyectos de los emprendedores que por estos días se acercan a las oficinas de la calle Uruguay con las mochilas cargadas de sueños.
Fabián Medina, se dedica al negocio de transporte de cargas. Quiere ampliar su negocio y por eso se acercó a averiguar cómo puede hacer para acceder a alguna de las líneas que ofrece el fondo. “Estamos tratando de ver si podemos cumplimentar todos los requisitos, pero lo veo muy bueno, porque las tasas son más bajas que las de cualquier banco”, opinó.
En el caso de Sergio Micolis, un emprendedor de San Ignacio que tiene un taller metalúrgico, lo que quiere es comprar una herramienta que necesita para poder ampliar sus posibilidades laborales. Llegó tempranito a Posadas con toda su familia.
Adriana Fernández está desocupada. Mientras aguarda, cómodamente instalada en el salón de espera, cuenta que tiene intenciones de poner un emprendimiento de cocina. Llegó con una amiga con la que piensa trabajar, en caso de que le aprueben la idea.
Un señor mayor, alto y canoso, llegó con su hijo para contarle al estado misionero que quiere llevar adelante un emprendimiento gastronómico familiar. Dice que es de Tucumán, pero que está radicado hace años en Posadas.
En el medio del salón, un empleado trata de orientar a la gente que se va acumulando. Explica que decidieron comenzar a dar charlas informativas, para comentarles a los interesados los alcances de las líneas de apoyo con las que cuenta el Fondo. La idea no es descabellada, ya que explicar uno por uno lleva mucho más tiempo.
Si lo sabrá Sebastián Guastavino, que es oficial de crédito y está en atención al público. “Desde que abrimos, nos hemos visto desbordados por la cantidad de gente que se acercó a averiguar”, contó.
“Ésta es una meca de la felicidad, de poder cumplir sueños completos, para que la olla se llene más rápido, para trabajar y para dar trabajo”, apuntaba el gobernador Passalacqua cuando dejó inaugurado, no solamente el edificio, sino la posibilidad de comenzar a soñar nuevamente.
 


Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE