Yerbateros volvieron a pedir medidas para regular la oferta de hoja verde

Yerbateros volvieron a pedir medidas para regular la oferta de hoja verde

Lo hicieron en una reunión en Andresito, de la que participó el ministro del Agro, José Luis Garay. Exigieron que se avance en la limitación de nuevas plantaciones, la modificación del método de medición de contenido de palo en la yerba empaquetada y la puesta en funcionamiento del Centro Electrónico de Transacciones. Hubo duros cuestionamientos al directorio del INYM, especialmente a los representantes de la producción.

Representantes de la Mesa Yerbatera se reunieron en Andresito con el objetivo de analizar la actualidad del sector. Productores denunciaron que se están pagando precios cada vez más bajos por la hoja verde, en algunos casos menos de la mitad  del valor oficial de 5,10 pesos por kilo, y se siguen entregando cheques posdatados a plazos superiores  a los seis meses. Desde el sector coincidieron en atribuir los incumplimientos en los precios a una sobreoferta de materia prima.

“Analizamos problemática del sector y posibles vías de solución, algunas de las cuales ya le planteamos a la Nación”, indicó el ministro del Agro, José Luis Garay, quien explicó que hay una  serie de mecanismos que se pretenden instrumentar a efectos de limitar la oferta de hoja verde y así favorecer el cumplimiento de los precios.

 

Señaló que a causa que las últimas tres cosechas fueron muy buenas en términos de volumen obtenido y que se cayeron las exportaciones al mercado Sirio, los stocks de yerba aumentaron. Detalló que hace un año había en los depósitos, el equivalente a nueve meses de consumo y que ahora esa cantidad  aumentó a 10,5 meses.

“El exceso de stock no es de la gravedad que hubo en otros momentos, lo entendemos como parte de lo que no se ha podido exportar 10 millones de kilos que habitualmente iban al mercado sirio”, dijo. “750 millones de kilos de hoja verde van para el mercado interno y estamos cosechando 800 millones, quiere decir que están sobrando 50 millones de kilos de hoja, pero no por eso tenemos que pagar por los últimos 400 millones precios por debajo de los oficiales”, argumentó Garay, en diálogo con Radio República.

Señaló que para regular el mercado y evitar que esa sobreoferta de materia prima sea mayor, analizan una serie de propuestas, algunas de las cuales ya están avanzando y otras  dependen del acompañamiento del directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM).

La primera acción a concretar es el registro yerbatero, que según reconoció el propio Garay “va a un ritmo que no es satisfactorio. Hubo problemas porque no se abarcó a todas las localidades de la provincia y hay inconvenientes con las chacras que tienen problemas  de titularización. Hablamos de abrir un registro transitorio para los que no cumplen con toda la documentación requerida para ingresar al registro”.

El registro permitirá conocer cuántas hectáreas están pantadas con yerba mate, dónde están esas plantaciones y quienes son sus propietarios, a partir de esa información se podrá avanzar en medidas como la prohibición de nuevas plantaciones o limitación de cosecha.

“Una de las cuestiones  que se consensuó con el secretario de Agricultura, Ricardo Negri, es la prohibición de nuevas plantaciones a partir de este año. Paralelamente insistimos con el Centro de Transacciones, que nos permitirá seguir todo el camino desde la hoja hasta el paquete con su estampilla y ver como son las transacciones  comerciales y controlar que se cumpla todo”, remarcó Garay.

“Otro de los temas importantes es el método de determinación de contenido de palo, porque con el método que tenemos hoy, todo el polvo que pasa el tamiz se lo considera hoja y a veces no es solamente hoja sino que hay mucho palo molido que pasa como polvo de hoja”, explicó.



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE