Incendios rurales en el centro del país arrasaron más de 600 mil hectáreas

Incendios rurales en el centro del país arrasaron más de 600 mil hectáreas

Los múltiples focos de incendio que se reavivaron el fin de semana último en La Pampa, Río Negro y el sur de Buenos Aires a causa de los fuertes vientos ya arrasaron más de 600 mil hectáreas y generaron una situación que los productores de la región calificaron de “desesperante”, mientras comenzó el envío de asistencia a la zona para combatir el fuego.

El gobierno nacional envió a La Pampa un equipo de brigadistas del Servicio de Manejo del Fuego (SMF) con el propósito de reforzar el combate contra el incendio forestal que afecta miles de hectáreas en esa provincia y que se intensificó especialmente en la localidad de La Adela.

Por su parte, los ministerios de Seguridad y de Ambiente y Desarrollo Sustentable siguen prestando colaboración con Defensa Civil, bomberos y personal de Manejo del Fuego de la provincia, que tienen a su cargo el comando de las tareas.

Los incendios rurales que, en algunas zonas de La Pampa se registran desde mediados de diciembre continúan siendo combatidos intensamente por personal de bomberos y defensa civil, pero los intensos vientos y las altas temperaturas que se registran en la región dificultan esta tarea.

Son seis los focos que continúan activos en el oeste de La Pampa, donde las llamas quemaron en los últimos días más de 300.000 hectáreas y causaron una gran mortandad de animales al tiempo que fue cortado un tramo de la ruta nacional 22, entre La Adela y Río Colorado por el denso humo.

Colonia La Pastoril y La Adela son las localidades más afectadas, donde entre el sábado y domingo se iniciaron “más de 30 incendios”, según confirmó el subdirector de Defensa Civil, Damián Bollak quien detalló que “a última hora del sábado había 18 focos declarados, por suerte las condiciones climáticas nos ayudaron y apagaron un gran número”.

El funcionario explicó que mientras que personal de Defensa Civil y de Bomberos Voluntarios, controlaron la mayoría de los focos y de mayor magnitud “de los más pequeños se hicieron cargo los productores rurales, que los lograron controlar”.

Asimismo, explicó que aún el personal sigue trabajando para extinguir completamente los focos restantes y que cuentan con el apoyo de “un helicóptero observador y un avión hidrante” y se trabaja “casi sin descanso desde la semana pasada con gran capacidad de respuesta” para combatir los incendios que, “si el clima nos lo permite, esperamos que en el transcurso de la semana estén todos controlados”.



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE