El desarrollador inmobiliario de Buenos Aires que desembarcó en Posadas con el ambicioso proyecto de Villa Angela: “El inversor está volviendo”

El desarrollador inmobiliario de Buenos Aires que desembarcó en Posadas con el ambicioso proyecto de Villa Angela: “El inversor está volviendo”

Maximiliano Guida es abogado pero no se dedicó a caminar los tribunales, sino que optó por los negocios inmobiliarios. Es una de las caras visibles de Compañía Inversora del Libertador S.A., la desarrolladora que desembarcó en Posadas con el ambicioso proyecto de Villa Angela, un complejo de dos torres “premium” que se están construyendo entre el Parque Paraguayo y la Costanera y que marcarán un hito en el negocio de “real estate” en la ciudad.

Porque se trata de un edificio de departamentos de lujo que apuntan a un segmento muy exclusivo, con valores que rondan los 2000 dólares el metro cuadrado y unidades más bien chicas, que pueden oscilar entre los 150.000 y los 200.000 dólares. “Existe ese público en Misiones, hay comerciantes, profesionales, gente que trabaja mucho y bien y que no tiene alternativas de inversión, gente viajada que busca unidades con comodidades parecidas a las que puede ver cada vez que sale del país”, explicó Guida en una visita a la redacción de Misiones Online para hablar de la actualidad del rubro inmobiliario en este semestre flojo para la economía argentina.

La historia del proyecto de Villa Angela es curiosa porque Guida no conocía Posadas. “Nunca había venido”, cuenta. Pero un día, con los valores tan altos de los terrenos en Buenos Aires aterrizó en la ciudad en busca de oportunidades. “El valor del terreno debe permitir que sumando los otros costos, como los de construcción, proyección, administración, etc., pueda quedar un valor accesible para el inversor o comprador y también, claro, la rentabilidad para el desarrollador”, explica.

Mire también: Un ingeniero que hizo importantes obras en Buenos Aires trabaja en un edificio que será emblemático en Posadas

Así fue como caminando por el Parque  Paraguayo le llamó la atención un terreno tapado con chapas, pidió verlo y quedó maravillado. “En el año 2013 los valores de los terrenos en Posadas todavía eran buenos para un desarrollo”, explica Guida.

Compañía Inversora del Libertador es la primera desarrolladora importante de Buenos Aires que pone un pie en el mercado local, dominado por los constructores/desarrolladores misioneros como Ratti (que es la constructora de Villa Angela), Gorostiaga, Kunz y otros, que han llevado adelante la mayoría de las torres para vivienda/inversores en los últimos años en la ciudad.

“Nosotros trabajamos mucho en zona Norte del Gran Buenos Aires, el corredor de la Avenida Libertador, Vicente Lopez, Olivos. Allí hicimos Wave Libertador, un proyecto de Mario Alvarez y de la constructora Criba”, explica.

-¿Por qué vinieron a Misiones?

-Cuando la tierra es muy cara, cuando los dueños se paran arriba del lote y piden unas incidencias muy altas, no resiste hacer el desarrollo. Directamente el desarrollador deja de ganar y pierde dinero, el mercado no resiste un valor tan alto. Los dueños de la tierra generalmente no tienen apuro, tienen patriomonio, y no necesitan bajar. Acá en Posadas la tierra ahora se está acomodando en valor pero cuando llegamos en 2013 era muy atractiva en precio. La duda con Villa Angela era que si bien era el más atractivo, era muy ambicioso, con un costo alto entre terreno, valores de construcción, etc.

-¿Ustedes venden un producto “premium”, hay mercado acá para esas unidades?

-Yo nunca había venido a Misiones. Desde hace tres años vengo cada 15 días, ya tomo mucho mate (risas). En Misiones hay una gran cultura de trabajo donde hay distintas industrias, forestales, tealeros, comerciantes, yerbateros. Es gente que se aboca mucho a su trabajo y de pronto no es como en Buenos Aires que tiene un gran abanico o portfolio de inversiones desarrollados. En Buenos Aires cualquiera invierte en instrumentos financieros. Pero el misionero es de la vieja usanza, prefiere refugiarse en ladrillos. Además, este tipo de público viaja mucho y quiere tener un edificio premium. Por supuesto, es un sector muy específico.

-¿Son clientes que van a vivir o alquilarán después la unidad comprada?

-Son un 70 por ciento inversores y un 30 usuarios finales. El inversor tiene tres alternativas, puede salir a mitad del fideicomiso, en la cuota 15 y revenderlo a una utilidad. Una cosa es entrar con el pozo y otra cosa es salir cuando se están colocando los cerámicos en los baños, el haber tomado ese riesgo tiene un beneficio. Después está el que lo vende apenas se lo entregan. Todavía tiene más utilidad. También está el que se lo queda y lo alquila o lo termina utilizando.

-Las unidades no son tan grandes…

-Es así, son medianas. Cuando más grande es el departamento más alto es el ticket, se transforma en una unidad muy cara. Así se achicaría mucho el mercado. La solución que planteamos es unidades que son más fáciles de anexar, tenemos pedidos de clientes que compraron dos o tres y piden que el estudio les haga un proyecto de unificación.

-Qué diferencia entre un metro cuadrado en Buenos Aires por un departamento similar calidad que Villa Angela?

-Si lo comparamos con Wave es un 30 o 40 por ciento más barato. Pero además, acá tenes otra disposición, mejor, frente al río, con una Costanera espectacular.

-Van a hacer otros desarrollos?

-Si, tenemos varios en carpeta. Pero el misionero se maneja mucho con la confianza, por eso queremos terminar este proyecto y pasar al siguiente. También tenemos proyectos en el interior de Misiones.

-¿Y cómo están las ventas con todos los problemas de la economía?

-Voy a hablar de nuestra experiencia, que es de lo que se. Se frenó mucho la venta por las elecciones, después ya hubo un pequeño movimiento en octubre y noviembre. Después viene el receso de fiestas, vacaciones, Carnaval…Se reactivó apenas, viene Semana Santa y recién después la gente empezó a prestar atención a cómo le estaba yendo al nuevo Gobierno. Este nuevo Gobierno tomó medidas de ajuste drástico, a la gente le afecta la confianza, se frena el consumo, nuestros clientes empiezan a preocuparse, no tiene excedentes y no invierte en otra cosa. Recién ahora en mayo y junio empezó a revertirse, un poco porque en Villa Angela otra vez empezamos a armar una campaña de marketing muy grande que recién está comenzando y que se va a ver en los próximos meses.

?

Guida: “Los valores de los terrenos eran convenientes en 2013, ahora se acomodaron. Pero tenemos varios proyectos en carpeta en la provincia una vez que se complete Villa Angela”.

MB

EP

 

 

 



Quizás tambien le interese...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE