Cerró el hocico de perro con cinta adhesiva, ató sus patas y lo abandonó

Cerró el hocico de perro con cinta adhesiva, ató sus patas y lo abandonó

Michael Earl Hill fue condenado a dos años de sentencia, por causar sufrimiento innecesario a Nos, el perro de Jessica Hems y Adam Esipu. La pareja, residente de Windsor -una ciudad ubicada en Ontario (Canadá)-, tuvo que dar en adopción a Nos, a causa de una alergia presentada por su hija recién nacida.

La pareja le dio 60 dólares a Hill para que llevara el perro hasta el refugio de animales. Sin embargo, él tomó el dinero y con cinta adhesiva cerró la boca de Nos, amarró sus patas y lo dejó abandonado a su suerte, a la espera de una terrible muerte.

Por fortuna para el perro, Dean Cresswell lo encontró y publicó fotografías del estado del animal en Facebook. Hems y Esipu vieron las imágenes y se dirigieron hacia el refugio en compañía de Hill y Nos.

Hill aseguró que había dejado al perro en el refugio pero el personal de la organización manifestó que nunca lo había visto a él o a Nos.

De inmediato, se dio inicio a una campaña para que Hill recibiera un castigo por el daño que le causó a Nos. En el refugio el nombre del perro fue cambiado por Justice (justicia) y, finalmente, la justicia de Ontario determinó que Hill tendrá que pasar dos años en la cárcel y tendrá una restricción de 25 años que le impedirá tener mascotas.

Por su parte, Justice tuvo que ser sometido a una cirugía para que se le removieran tejidos de su boca que resultaron comprometidos y se ha recuperado con satisfacción de los daños causados por el abuso de Hill.

Hill cuenta con antecedentes criminales, por robo y asalto doméstico. Había estado libre desde 2011, tras haber permanecido en la cárcel y con libertad condicional durante diferentes periodos.

9 10 11



Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE